Entradas

David, una empresa centenaria

Dicen los expertos que las empresas tienen una esperanza media de vida que se sitúa entre los 5 y los 15 años. De hecho cada vez que estalla una crisis económica (algo más cíclico de lo que nos pensamos) desaparecen miles de compañías.

Con decir que 235.000 empresas han echado el cierre desde el 2008 creo que podemos hacernos una idea de la volatilidad empresarial.

Mientras unas empiezan su andadura con ilusión otras bajan las persianas comidas por las deudas y envueltas en un halo de pesimista incertidumbre.

El exclusivo «club» de las empresas centenarias

Sin embargo, por encima de este tipo de compañías hay otras que perduran en el tiempo, pocas, muy pocas.

En España se calcula que existen alrededor de unas 150 empresas centenarias que, contra viento y marea, siguen al timón de una nave que se fraguó en los recuerdos del blanco y negro de las fotografías.

Empresas que han sabido sobreponerse no sólo a las diferentes crisis económicas sino a todo aquello que ha envuelto a la historia «reciente» de nuestro país (que no es poca): la pérdida de las colonias españolas, la dos dictaduras, la guerra civil española, la posguerra (con el duro periodo de la autarquía), la crisis del petróleo, la entrada en la Unión Europea y actualmente no sólo a la feroz crisis económica sino a esta nueva etapa de globalización y su canibalismo económico de bajo coste.

Auto David Barcelona

El éxito de una empresa centenaria, ¿dónde radica?

El ritmo acelerado con el que nos ha tocado lidiar es un escollo con el que topan las empresas constantemente hasta hundirse, la dificultad de adaptación y la alta competitividad existente hacen tambalear incluso a las más grandes.

Pero más que los factores externos (que evidentemente también influyen) los grandes expertos económicos insisten en que son realmente los factores internos los más decisivos a la hora de que el éxito en forma de longevidad empresarial pueda darse en nuestra empresa.

Los contextos político-económicos son iguales para todos, las guerras, las crisis, etc .. sólo la capacidad por reinventarse puede marcar la diferencia entre el éxito o el fracaso.

Autos David Barcelona

Empresas como Freixenet, Osborne, Mahou, Bodegas Torres, … sobrevivieron al igual que David, S.A. a muchas penurias, a la guerra civil, a la falta de materia prima tras la guerra, la dictadura franquista … y pese a todo ahí siguen, casi eternas, gracias normalmente a sus políticas conservadoras de capitalización que les permite en un momento dado dar un golpe de timón para adecuarse a los nuevos tiempos.

Coche David de carreras

David S.A., ejemplo de innovación y renovación

David fue, a principios de siglo una de las pocas fábricas que empezaron a construir y comercializar vehículos en España (Autos David), desde una Barcelona que quería vivir reflejándose en París, la burguesía catalana era protagonista de la evolución precipitada de una industria cada vez más productiva, y los autos David eran el producto ideal que muchos de ellos ansiaban.

En 1929 la producción de autos iba en aumento y los coches David que iban destinados al servicio del taxi tenían un volumen tan alto que se encargó al arquitecto Ignasi Mas la construcción de un gran edificio que fuera capaz de albergar todos estos vehículos y que a su vez pudiera utilizarse como taller.

En 1931 se inauguró el Edificio David.

Rey Alfonso XIII con un coche David

Por aquella época los taxis David que circulaban por Barcelona alcanzaron la astronómica cifra de 1000 vehículos, lo que les concedió una fama y prestigio jamás imaginados.

Pero como a todas las empresas, fábricas y a las gentes de toda una generación la guerra se llevó por delante los esfuerzos y sueños de cada uno.

Fueron años difíciles, incluso los de la posguerra, donde la falta de materiales para fabricar cualquier producto despertó el ingenio de todos los españoles, algo que por otra parte siempre nos ha caracterizado.

Autos David Barcelona

Los años 50 y 60 fueron cruciales para el desarrollo de las empresas que habían sobrevivido a la guerra, a la posguerra y a las crisis posteriores, la capacidad por reinventarse, en los 70 la apertura del régimen dio luz a la posibilidad de exportar y abrió las herméticas puertas de España hacia un mundo desconocido.

Doctor Andreu

Las Galerías David y la Tuset Street

David, que hasta ahora había enfocado sus esfuerzos hacia la industria del automóvil supo adaptarse a las nuevas tendencias que venían de Europa y modernizó el edificio construyendo las primeras galerías comerciales de Barcelona (el famoso Drugstore David) y aprovechó el tirón de la etapa del «Tuset Street» (algo que quería asemejarse al Carnaby Street de Londres) para atraer a la «gauche divine» de Barcelona, que acogía a personalidades de la cultura, la intelectualidad y la política de la ciudad que se sentían atraídos por esta zona en concreto.

Autos David Barcelona

Los tiempos fueron cambiando, y con los tiempos también la David, en 1975 los sótanos de Tuset 21 acogieron los primeros mercadillos que pudieron verse en la ciudad (al estilo de los antiguos que se organizaban en el Covent Garden londinense) y más tarde se inauguró un frankfurt que abría hasta altas horas de la noche, un referente para toda una generación.

David, 108 años reinventándose

La fórmula de la regeneración, el saber resurgir de las cenizas adaptándose siempre a las necesidades del gran público es lo que hace de las empresas centenarias un estandarte al que agarrarse en momentos de ofuscación económica.

La supervivencia de las compañías que han sabido reorganizar en cada momento sus ideas en base a la anticipación de las tendencias económicas y sociales para reaccionar con prontitud, eficiencia, prudencia y rigor, debería servir de ejemplo para aquellas que aspiran a perdurar en el tiempo y en la memoria de varias generaciones de españoles.

Barcelona años 20

El año 2014 David S.A. cumplió 100 años, 100 años cargados de historia compartida con la ciudad de Barcelona, un centenario que celebramos contigo y con todos los barceloneses, porque formamos parte de la ciudad que nos ha visto nacer, una Barcelona que nos ha dado y a la que hemos contribuido desde 1914, año en que unos locos del down-car decidieron llevar a cabo un sueño que, una centuria después ha derivado en algo que jamás hubieran imaginado.

Y es que a veces los sueños dan giros argumentales tan bruscos que acaban siendo otra cosa totalmente diferente; y en eso estamos, viendo nacer etapas que nos ayudan a crecer, aportando a la ciudad (generación tras generación) esperanza, anhelos y un futuro con el que seguir trabajando.

Renovación de la señalética interior centro comercial y planta oficinas

Como ya sabes el Edificio David no para, aunque el año pasado con motivo del centenario de David, S.A. se renovaron muchas de las instalaciones (abrimos un acceso nuevo a la calle Aribau, cambiamos el aspecto de todo el centro comercial con su señalética, iluminación e incluso el suelo, renovamos las plantas de oficinas e incluso el acceso a éstas desde el parking, cambiamos toda la señalética interior y exterior, iluminamos la fachada del edicifio, etc … y aún así, todavía nos quedaron para este año 2015 varias cosas en el tintero.

Y como la renovación interior y exterior del edificio es una prioridad para nosotros nos vemos en la necesidad de comunicar a través de nuestro blog, algunos de los cambios que estamos proyectando para facilitar la vida a nuestros inquilinos y visitantes, tanto del centro comercial y sus instalaciones como del parking e incluso de los que trabajan y/o visitan las oficinas de la planta 5 a 8. Porque sabemos que la comodidad es importante en el día a día de cualquiera y queremos que te sientas bien dentro de este emblemático edificio de Barcelona; ya sea mientras paseas, disfrutas de las zonas de ocio o trabajas en cualquiera de las oficinas que tenemos en alquiler. La intención es que te sientas como en casa y disfrutes de un espacio moderno con todas las comodidades posibles.

centro comercial Barcelona

Antes y después. Directorio señalética dentro del centro comercial David

Para ello, como te decíamos, seguimos renovando espacios y sobre todo cambiando los viejos elementos para seguir la misma imagen corporativa que rodea en la actualidad a todos los espacios de David. De esta forma verás que según el proyecto que tenemos entre manos vamos a cambiar muchos de estos elementos visuales, modernizándolos y adaptándolos a esta nueva etapa que ya iniciamos a finales del año 2013.

parking aribau barcelona

Antes y después. Acceso al parking desde el centro comercial

Los pasillos del centro comercial han sido pintados y ahora toca el turno de rematar el trabajo con paneles informativos acordes a los tiempos que corren y de acabar de modernizar todo el conjunto.

centro comercial

Antes y después. Distribuidor del centro comercial. Cambio de señalética.

mercadona aribau

Antes y después. Pasillo de entrada al supermercado Mercadona

Por otro lado, también en las plantas de las oficinas queremos seguir renovando detalles, porque los detalles suelen marcar las diferencias y nosotros somos diferentes a todo lo que seguramente has visto en Barcelona en cuanto a edificios de oficinas. Como sabes el origen industrial del Edificio David proviene del mundo de la automoción, lo cual ha impreso en todos los espacios unas peculiaridades internas de las que ningún otro edificio de la ciudad condal puede presumir.

Como bien sabes, la rampa interna permite a los vehículos acceder desde la calle a las plantas de oficinas y utilizar los espacios comunes para labores de carga y descarga. Pero muy pocos saben que el hueco interior esconde un montacargas de mediados del siglo XX que estamos remodelando y que en breve estará en activo y al servicio de todas y cada una de las plantas de oficinas.

montacargas oficinas

Antes y después. Imagen del montacargas interno de acceso a oficinas

Ya ves que seguimos apostando por un presente y futuro que nos lleve a ser únicos en nuestra oferta, que este edificio industrial emblemático de Barcelona vuelva a ser estandarte de emprendedores y empresarios como lo ha sido siempre. Porque la transformación es parte de una evolución que nos permite ofrecer siempre lo mejor a nuestros amigos, clientes y visitantes. ¿Qué te parece este nuevo proyecto de renovación que acometeremos en breve?

Estrenamos el año de nuestro centenario

Estrenamos el 2014 con una alegría especial en nuestro corazón, una alegría que hace estremecer a todo el equipo que conforma el equipo del Edificio David, desde el primero al último; y la ocasión lo merece. David cumple 100 años. Evidentemente es motivo de orgullo, pocas empresas hay en España que puedan decir que son centenarias.

Desde la atalaya de la historia de la ciudad miramos atrás, oteando al horizonte del pasado, inspirándonos e impregnando nuestro espíritu de la valentía de los que, antaño, fueron dueños de su destino, forjando a su vez el nuestro. Valientes empresarios, tachados de locos muchas veces que, acompañados de competentes trabajadores echaron a rodar (nunca mejor dicho) un negocio que ha evolucionado enormemente hasta nuestros días.

Autos David Barcelona

Y de eso se trata, de la evolución constante, de adaptarse no sólo al medio sino a los acontecimientos, al futuro, ser en todo momento dueños de un destino que entre todos debemos moldear. Y como pequeño homenaje a aquellos hombres que una vez quisieron hacer realidad sus sueños hoy hemos querido recuperar algunas de las viejas fotos que teníamos en nuestro particular «baúl de los recuerdos» para compartirlas contigo.

Cadena de montaje Autos David

Dicen que detrás de un gran hombre hay una gran mujer, creo que podríamos transformar esa frase para llevarla un poca más hacia el lado de los negocios y asegurar que detrás de una gran empresa hay grandes profesionales trabajando. A veces una sola mente brillante (como el caso de Steve Jobs) puede eclipsar al resto de trabajadores, pero si éstos no fueran eficientes en su trabajo, el brillante personaje no sería más que un iluminado. Por ello en David siempre hemos funcionado como un equipo, un equipo humano, una gran familia que lucha por conseguir sus objetivos. Máxima que aún hoy en día mantenemos como firme convicción y que intentamos transmitir a nuestros inquilinos.

Cadena de montaje

De esta forma, juntos, hemos sido capaces de superar adversidades y adaptarnos a la cambiante historia de la ciudad durante 100 años. Y lo que empezó como un negocio orientado a la fabricación de automóviles fue evolucionando junto a las necesidades de Barcelona para derivar en algo que quizás los primigenios empresarios y fundadores de la empresa jamás llegaron a soñar.

En las fotos que acompañamos a este pequeño artículo podemos ver una parte de la cadena de montaje de los coches David, sobre los años 20 aproximadamente, y hemos querido recuperarlas como ejemplo de lo que se puede conseguir trabajando en equipo. Como homenaje también a aquellos que trabajaron con nosotros codo con codo para conseguir el éxito que la historia nos arrebató. Pero pese a las adversidades, el renacimiento del talante emprendedor de generaciones posteriores ha permitido que el Edificio David sea la herencia de una época de esplendor en que pretendíamos ser el espejo y no el reflejo de las grandes ciudades del mundo, un estereotipo de brillante modernidad en el que Barcelona jugó un papel importantísimo en la historia de nuestro país.

Mecánicos de Autos David 1920

Es inevitable mirar hacia atrás, observar a través de las fotografías que tenemos, cual máquina del tiempo, cómo éramos (España entera), lo que hemos cambiado, ponernos nostálgicos y derramar alguna lagrimilla de emoción. Pero el futuro debe ser nuestro próximo reto, debemos subir a la atalaya a la que hacíamos referencia en el segundo párrafo, tomar conciencia de lo que somos y trabajar para construir todos juntos un mundo mejor. Nosotros ya nos hemos apuntado, y tú ¿te apuntas?